Consejos para mejorar la fatiga visual
Es posible que últimamente estés notando algunas molestias en tus ojos como escozor, fatiga ocular, sensación de ojo seco e incluso,  dolores de cabeza. Estos síntomas han sido los más recurrentes en las consultas que nos habéis hecho durante el confinamiento. Y es que en este cambio de rutinas que hemos sufrido, los ojos también se están resintiendo. 
¿Cómo podemos mejorarlo? 
 
VISIÓN LEJANA
Los ojos necesitan alternar en su día a día entre la visión cercana y lejana. Sin embargo, ahora estamos fomentando mucho más la visión próxima, y el ojo está haciendo un esfuerzo constante para trabajar en estas distancias más cortas. Pasamos más tiempo realizando tareas cercanas como leer, consultar el móvil, ver la tele, etc. 
 
Visualis te recomienda: 
Aprovecha todas las salidas que puedas hacer para disfrutar del paseo, mirar lejos y olvidarte del teléfono, por ejemplo. También es buena idea que sigas asomándote por la ventana a ratitos y mires quien pasa por la calle, quien está en los balcones… es decir, trata de entretenerte un rato mirando cosas que están más allá de del par de metros. 
 
TECNOLOGÍA
Evidentemente la tecnología es muy útil y es una maravilla poder disfrutar de ella. Nos está permitiendo estar en contacto con todos nuestros seres queridos, estar informados al momento, divertirnos e incluso formarnos y aprender cosas nuevas. Sin embargo, tenemos que aprender a utilizarlos correctamente, ya que como contraposición, los dispositivos digitales emiten luz azul que es una de las causantes de la fatiga ocular. 
 
Visualis te recomienda: 
En primer lugar, intenta pasar menos tiempo delante de las pantallas.  Una regla fácil de recordar es: cada 20 minutos, descansa 20 segundos y mira algo a unos 6 metros de distancia.  Sabemos que es complicado, sobre todo, porque es muy fácil perder la noción del tiempo cuando estamos entretenidos y viendo algo que nos gusta. ¿Por qué no programas una alarma que te lo recuerde? Y cuando suene pasas a hacer algo que requiera una visión intermedia o lejana. 
En segundo lugar, es importante que utilicemos los dispositivos digitales a la distancia correcta.  ¿No te ha pasado que cuando llevas un rato con el móvil lo tienes a un palmo de la cara?  Una distancia adecuada sería la que hay del codo al puño. También es más fácil mantenerla si usamos  el portátil o la tablet, ya que al ser más grandes y pesados  tendemos a no acercarlos tanto a nuestros ojos. 
 
ILUMINACIÓN 
El ojo está hecho para ver con luz pero no para mirar a la luz directa. Por ese motivo las pantallas, tal y como hemos comentado en el punto anterior, nos causan tanta fatiga visual. Pero además es muy importante realizar las tareas con una adecuada iluminación. 
 
Visualis te recomienda: 
En las situaciones de estudio y/o trabajo con ordenador,  es muy importante tener la zona de trabajo bien iluminada, pero también es necesario disponer de luz ambiental. Además, en el caso de los dispositivos, tenemos que evitar que dichas luces creen reflejos molestos en la pantalla que obliguen a  nuestras mirada  a realizar un esfuerzo extra. 
Ver la tele o mirar el móvil con la luz apagada tampoco es recomendable. Siempre tiene que haber una luz ambiental para que nuestros ojos puedan alternar la mirada entre la pantalla y el resto de la estancia. 
 
SEQUEDAD OCULAR
Cuando estamos leyendo o utilizando dispositivos digitales, está comprobado que parpadeamos con menor frecuencia y de peor manera, ya que no lo hacemos completamente.  Esto hace que la película lagrimal no recubra el ojo al completo y notemos más sequedad en los ojos. Además, una de las funciones de la lágrima es ayudar a nuestros ojos a ver las cosas nítidamente. Por lo tanto,  si no parpadeamos suficiente y no hay suficiente nitidez, el ojo está haciendo un continuo esfuerzo  para ver bien, con la correspondiente fatiga visual. 
 
 Visualis te recomienda: 
Lo más importante es ser conscientes y parpadear de forma frecuente y completa cuando realicemos estas actividades. También existen soluciones de lágrima artificial que nos podrían aliviar esta sequedad en caso de pasar muchas horas realizando estas actividades. 
 
Esperamos que estos consejos os resulten útiles y os permitan dar un respiro a vuestras miradas.  Si tenéis alguna duda más al respecto, en Visualis estamos encantados de ayudaros como siempre. 
Volver